Archive for the ‘ Programas Nucleares ’ Category

Un segundo portaaviones de Estados Unidos llega al golfo Pérsico

Un segundo portaaviones estadounidense, el Carl Vinson, ha llegado a la zona de responsabilidad de la V Flota estadounidense, encargada del golfo Pérsico, el mar de Omán, el estrecho de Ormuz y el mar Rojo, anunció el Pentágono.

No obstante, el Departamento de Defensa de Estados Unidos subrayó que se trata de un desplazamiento de rutina y que ya estaba previsto desde hace meses.

El portaaviones Abraham Lincoln se encuentra también de camino a la zona y atraviesa en la actualidad el océano Índico.

Según el Pentágono, el Carl Vinson, al que acompaña un crucero y un destructor y que transporta cerca de ochenta aviones y helicópteros, llegó para desarrollar tareas de apoyo en la guerra en Afganistán y relevar al portaaviones John Stennis.

Según el portavoz del Pentágono John Kirby, capitán de Marina, el Carl Vinson, el portaaviones desde el que se arrojó al mar el cuerpo de Osama bin Laden, tras su muerte a manos de un comando estadounidense, no se encuentra aun en el golfo Pérsico.

“No quiero dar a nadie la impresión de que estamos enviando a toda prisa a dos portaaviones para allá porque nos preocupa lo que está pasando en Irán”, declaró Kirby. “Es sólo un requisito de nuestra estrategia militar establecida por el mando”.

El Golfo ha sido escenario de tensiones entre EE.UU. e Irán en las últimas semanas a raíz de las amenazas de Teherán de cerrar el estrecho de Ormuz, la puerta al golfo Pérsico y el petróleo que contiene.

La semana pasada, el Stennis y su grupo de batalla atravesaron el estrecho pese a las amenazas iraníes en represalia por las sanciones internacionales a su programa nuclear.

El paso, que en su punto más angosto mide 54 kilómetros, es una vía de navegación situada en aguas territoriales de Irán y Omán por la cual transitan, cada día, un promedio de 13 buques cisternas que transportan más de 15 millones de barriles de petróleo crudo, es decir un tercio de los embarques mundiales de hidrocarburos.

La situación, ya de por sí delicada, se ha tensado aún más con la muerte del científico nuclear iraní Mustafá Ahmadi Roshan al estallar una bomba en su automóvil en el norte de Teherán.

Irán ha responsabilizado del atentado a EE.UU. e Israel, aunque el Gobierno en Washington rechazó “categóricamente cualquier implicación en esta muerte” y un portavoz del gobierno israelí aseguró que no son los responsables del ataque, pero “no derramamos ni una lágrima tras su muerte”.

Guardia Revolucionaria de Irán amenaza con cerrar Estrecho de Ormuz

Los oficiales de alto rango de Irán han anunciado que cerrar el Estrecho de Ormuz si se imponen sanciones a las exportaciones de petróleo crudo del país, dijo Ali-Ashraf Nouri, un comandante de los Cuerpos de la Guardia Revolucionaria Islámica de Irán.

Las autoridades supremas de Irán, los Ayatholas, han subrayado que si los enemigos imponen sanciones a la exportación de nuestro petróleo, no permitiremos que una sola gota de petróleo pase por el Estrecho de Ormuz. Esta es la estrategia de la república islámica ante esas amenazas", dijo Nouri.

La semana pasada, el relator de la Comisión de Seguridad Nacional y Política Exterior del Majlis del Parlamento de Irán, Kazzem Jalali, dijo que Irán empleará todas sus capacidades y posibilidades para defender al país en contra de amenazas extranjeras y el país utilizará el Estrecho de Ormuz como un instrumento defensivo y cerrará la vía navegable si se ve amenazado "Irán definitivamente utilizará el potencial defensivo del Estrecho de Ormuz si enfrenta amenazas", afirmó.

En diciembre de 2011, Estados Unidos, Inglaterra, Francia, Canadá, Italia y Alemania advirtieron a Irán de cualquier intento de bloquear el Estrecho de Ormuz, que es uno de los pasos petroleros más importantes del mundo, con un ataque militar.

"Este no solamente es un asunto importante para la seguridad y la estabilidad en la región, sino también un salvavidas económico para los países del Golfo, incluido Irán", declaró el secretario de prensa del Pentágono, George Little. "La interferencia con el tránsito o paso de barcos a través del Estrecho de Ormuz no será tolerada".

La Unión Europea ya a anunciado que llegó a un acuerdo sobre prohibir la importación de crudo iraní a los países miembros, y el 31 de enero se espera que en la reunión de mandatarios europeos, la decisión sea oficializada. A pesar que aun tienen que definir a partir de cuando será efectiva.

Además, el 23 de diciembre el presidente Barak Obama impuso nuevas sanciones al Banco Central Iraní que ya han dado sus resultados con una devaluación de más del 40% de su moneda en tan solo una semana.

Reino Unido envía su destructor más avanzado al Golfo Pérsico

El ministerio de Defensa británico confirmó el envío de su destructor más avanzado de Reino Unido, denominado “Daring” al Golfo Pérsico.

El navío de guerra británico, cuyo valor es de mil millones de libras (1.542 millones de dólares) realizará su primera misión en el Golfo Pérsico y se unirá a otros buques que mantiene ese país en la zona.

La nueva iniciativa anti –Iraní se suscita después de que Estados Unidos ha mandado a sus tropas, buques, porta aviones y otros equipos de guerra a la región con el propósito de realizar ejercicios militares conjuntos con Israel.

El comandante de la Tercera Fuerza Aérea estadounidense posicionado en Alemania, teniente general Frank Gorenc, afirmó que las fuerzas militares no se han enviado a la región sólo para realizar un mero ejercicio militar, sino que van para “desplegarse en la zona”.

Irán aseguró que cuenta con la capacidad para cerrar el Estrecho de Ormuz, paso por el que atraviesa el 40% del tráfico del crudo mundial, si los países occidentales imponen nuevas sanciones contra su sector petrolero. Pero Inglaterra, Estados Unidos, Italia y Francia han dicho que de Iran hacerlo, sería causa para iniciar un ataque militar.

Estados Unidos y los países occidentales han sumado presiones sobre la República Islámica de Irán después de que la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA) en su informe del 8 de noviembre acusara a Irán de intentar producir armamento nuclear.

UE acuerda imponer un embargo petrolero a Irán

Los veintisiete países de la Unión Europea han llegado a un principio de acuerdo para un embargo a las importaciones de petróleo iraní, en el marco de la nueva ronda de sanciones que pretenden imponer a Teherán.

Fuentes diplomáticas indicaron que Grecia levantó las reservas que había expresado junto con otros países, por lo que en la práctica existe ahora un principio de acuerdo sobre el embargo.

El próximo Consejo de Ministros de Exteriores de la Unión Europea, que se celebrará el 30 de enero, pretende tomar una decisión sobre las nuevas sanciones a Irán por su continua negativa a colaborar con la comunidad internacional sobre su programa nuclear.

Las fuentes señalaron que, pese al principio de acuerdo alcanzado, aún queda trabajo por hacer sobre el conjunto del paquete de sanciones y sus modalidades, como la fecha de entrada en vigor del embargo -para no provocar problemas a los países que importan bastante crudo iraní- antes de poder hablar de un pacto definitivo.

El Consejo Europeo de diciembre encargó a los ministros de Exteriores que siguieran trabajando en una nueva ronda de sanciones contra Teherán, a raíz del último informe del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) en el que se acusaba a Irán de haber trabajado en la tecnología necesaria para fabricar armas nucleares.

El pasado 1 de diciembre, una fuente comunitaria dijo que Europa estaría en disposición de afrontar sin problemas un embargo a las importaciones de petróleo de Irán, dado que la pérdida de suministro podría compensarse con un aumento de las compras a otros países productores.

"La capacidad sobrante de Arabia Saudita puede teóricamente compensar la pérdida del conjunto de las exportaciones iraníes", explicó la fuente.

Esa misma fuente recordó que, en caso de que los Veintisiete optasen por cortar las importaciones procedentes de Irán, tal y como discutieron los ministros de Exteriores el 1 de diciembre, las refinerías europeas "podrían encontrar suministradores alternativos", al igual que hicieron cuando se detuvo la producción en Libia este año.

Irán vende a once Estados miembros de la UE y es el quinto país por volumen de petróleo suministrado a la Unión Europea tras Rusia, Noruega, Libia y Arabia Saudita.

En conjunto, las importaciones iraníes representaron sólo un 5,8 por ciento del total de la UE en 2010, pero algunos países se encuentran en una situación mucho más sensible.

Los principales compradores de crudo procedente de Irán son, por este orden, Italia, España, Bélgica, Grecia, Holanda, Francia y Alemania, según datos de la Comisión Europea.

Sin embargo, mientras que para Francia esas compras sólo suponen el 2,8 % del total de sus importaciones, para España representan el 14,6 %.

España, de hecho, compró en 2010 más petróleo a Irán que a ningún otro país.

Grecia, por su parte, importa un 14 % de su crudo de Irán y lo obtiene en condiciones ventajosas.

La intención de los gobiernos europeos es buscar fórmulas que realmente aumenten la presión sobre Teherán, ante la negativa del régimen a cooperar sobre su programa nuclear.

La Comisión Europea, de todos modos, pone en duda la efectividad de la medida, pues, según recordó una fuente, ésta no detendría las exportaciones de Irán, que vende a Europa menos de un cuarto de su producción.

De hecho, Bruselas cree que ese volumen extra podría ser desviado a otros compradores, como China o India.

Israel apagará sus reactores nucleares en caso de guerra

Israel interrumpirá el funcionamiento de sus reactores nucleares en Dimona y Nahal Sorek en un eventual ataque con misiles para prevenir una filtración radioactiva. Así lo resolvieron el Comando de la Retaguardia del Ejército de Defensa de Israel  y la Comisión de Energía Atómica de Israel (CEAI).

Se calcula que el sistema de defensa de los reactores integrado por diversos dispositivos de defensa antimisiles está preparado para interceptar misiles a distintas alturas, y que las instalaciones fortificadas, son suficientes para minimizar el daño de un ataque enemigo.

Sin embargo, en teoría, cualquier sistema defensivo puede ser penetrado. Por lo tanto, la actividad nuclear de las centrales atómicas se detendrá ante una alerta de guerra y en los períodos de escalada de ataques contra Israel.

Oficialmente, se ha explicado que ambos reactores tienen como objetivo la investigación y desarrollo de material científico; y por lo tanto, no precisan estar en funcionamiento constante, veinticuatro horas por día, y siete días por semana.

El reactor de Dimona se encuentra en el desierto del Néguev, en tanto que el otro, mucho más pequeño, en Nahal Sorek, está situado al sur de Tel Aviv.

Tzáhal y la CEAI, subordinada al primer ministro, consideran la posibilidad de ataques provenientes de Irán, Siria, Hezbollah en el Líbano, y Hamás -y otras organizaciones palestinas- desde la Franja de Gaza.

Tales ataques podrían llevarse a cabo mediante el empleo de misiles, cohetes, aviones o aviones no tripulados.

El reactor de Dimona fue atacado, por primera vez, en febrero de 1991 por misiles Scud disparados por Irak, pero los proyectiles erraron el blanco. Los cohetes disparados desde Gaza en dirección a Ashdod y Gedera podrían caer dentro del perímetro del reactor de Nahal Sorek

Israel y Estados Unidos debaten los disparadores que desatarían un ataque militar sobre Irán

Israel y Estados Unidos están discutiendo las "líneas rojas" o los límites que si son violados, por el programa nuclear de Irán, justificarían un ataque preventivo contra sus instalaciones atómicas.

Además, el embajador de Israel en Washington, Michael Oren, presentó una queja oficial a raíz las declaraciones efectuadas por el secretario de Defensa de EEUU, León Panneta, semanas atrás, advirtiendo contra un ataque militar sobre la República Islámica.

Las afirmaciones del responsable del Pentágono irritaron al gobierno de Jerusalén. La Casa Blanca respondió entonces que la administración estadounidense tiene sus propias "líneas rojas" en referencia a un eventual ataque contra Irán, y que Israel no debe actuar unilateralmente. La queja de Israel también condujo a que Panetta cambiara radicalmente su posición, tal como quedó expresado en una entrevista exclusiva ofrecida a la cadena CBS, en la que subrayó que EEUU emplearía todos los medios necesarios para impedir que Irán desarrolle armas nucleares.

Patrick Clawson, del centro de estudios Washington Institute for Near Policy, asevera en el reporte que "si se encuentra que Irán está actuando en puntas de pie o evadiéndose; entonces los asesores del presidente están firmemente convencidos que autorizará el uso de la fuerza militar para detenerlo". Sin embargo, añadió Clawson, "nosotros no sabemos cómo reaccionará el presidente".

Durante el diálogo estratégico entre Israel y Estados Unidos, que se llevó a cabo a principios de diciembre, el Estado judío presentó nuevas informaciones sobre los esfuerzos de Irán para construir secretamente reactores para la producción de combustible nuclear y mostró que esos impulsos habían ido mucho más lejos de lo que Washington pensaba. Parte de la inteligencia se basaba en muestras de suelo recolectadas cerca de los sitios sospechosos.

Bill Clinton cree que Obama no debe descartar la opción militar contra Irán

El ex mandatario estadounidense Bill Clinton cree que el actual presidente de EEUU, Barack Obama, no debería descartar la opción militar frente al programa nuclear de Irán.

"No creo que el presidente deba dejar ninguna opción militar fuera de la mesa".

No obstante, aclaró, lidiar con Irán y su programa nuclear "es complicado", y añadió que puede haber otras maneras diferentes a la militar de solucionar el asunto.

A juicio de Clinton, que fue presidente de EEUU desde 1993 a 2001, "sería una locura" que los iraníes decidieran lanzar un arma nuclear "porque su sociedad entera", afirmó, "desaparecería".

El Gobierno que preside Barack Obama aumentó en noviembre la presión contra Irán al declarar a ese país "jurisdicción de preocupación prioritaria por lavado de dinero", e impuso nuevas sanciones contra los sectores nuclear y petroquímico.

Las sanciones y condenas contra Irán se han multiplicado en las últimas semanas tras un informe del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), publicado el pasado 8 de noviembre, sobre las crecientes sospechas de que su programa nuclear tiene una vertiente militar destinada a fabricar bombas atómicas.

Irán señala que ese informe se hizo con datos falsos, al dictado de EEU e Israel, sus grandes enemigos, y ha negado tajantemente que tenga intención de fabricar bombas atómicas, pero también ha dejado claro que no abandonará su programa nuclear con fines civiles pacíficos.

La embajadora de Estados Unidos ante la ONU, Susan Rice, ha asegurado ante el Consejo de Seguridad que, después de leer el informe del OIEA sobre Irán, nadie puede creerse que el programa nuclear de Teherán tiene solo fines pacíficos.